#40D Rumbo a los 40 años de la democracia | Gala Díaz Langou y Alejandra Cardini (CIPPEC)

Comentarios desactivados en #40D Rumbo a los 40 años de la democracia | Gala Díaz Langou y Alejandra Cardini (CIPPEC) 58

En este programa recibimos la visita de Gala Díaz Langou, Directora Ejecutiva del CIPPEC y Alejandra Cardini, Directora de Educación de la misma institución para conversar sobre el proyecto #Democracia40, una iniciativa que busca construir acuerdos transversales para un desarrollo sostenible y equitativo en Argentina.

En este encuentro con ayuda de nuestras invitadas nos planteamos una serie de interrogantes para empezar a reflexionar de cara al 40 aniversario de la democracia: ¿Cómo reformar el sistema previsional argentino, en el que existen más de 200 categorías de jubilaciones de privilegio? ¿Qué estrategias proponen para que todxs lxs jóvenes terminen la escuela secundaria con los saberes básicos completos utilizando las TIC? Este y otros temas pendientes de justicia social fueron las claves de esta semana.

También nos acompañó con su testimonio Nicolás Scheines, integrante de tilde-editora.com.ar un proyecto colectivo que desarrolla contenidos digitales, como ebooks, podcasts y recursos descargables, con el fin de promover la actualización disciplinar y el debate de temáticas relevantes en nuestra sociedad actual.



A continuación, algunas de las ideas principales en boca de sus protagonistas.

¿De qué se trata el proyecto Democracia 40?

Gala Díaz Langou, Directora Ejecutiva del CIPPEC (Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento)
En CIPPEC el año pasado lanzamos este proyecto, Democracia 40, que busca aprovechar de alguna manera el aniversario de los 40 años de democracia para inspirarnos. Porque este aniversario implica que nos pudimos poner de acuerdo en algo que es que queremos vivir en un régimen democrático y que eso fue un acuerdo transversal a toda la dirigencia, a toda la clase política, pero también a las otras dirigencias de los otros sectores. Y que ese efecto de alcanzar 40 años de un objetivo compartido puede resultarnos inspirador para tratar de abordar las deudas que sin duda conviven con este aniversario. Referidos a que hace 40 años que tenemos el mismo PBI per cápita o que en los últimos 30 años tenemos constantemente por lo menos un cuarto de la población en situación de pobreza o referido a las deudas que tenemos todavía en materia de educación, en materia de nuestra matriz productiva, el promedio de productividad tan bajo que tenemos en nuestro país o en términos de cómo estamos preparándonos para mitigar o adaptarnos a la transición verde.

Entonces, a partir de este ejercicio, que estos ejes que fueron los que definimos colaborativamente en el marco de este proyecto Democracia 40, con actores de distintos sectores de todo el territorio nacional y también de distintas generaciones, empezamos a tratar de pensar estos grandes desafíos, estas grandes deudas de los últimos cuarenta años, cómo empezar a abordarlas. A partir de acciones concretas que puedan ser implementadas en la próxima gestión de gobierno o antes.

Desde el CIPPEC formaron parte de la creación del proyecto de ley plantea una ampliación en las licencias de maternidad y paternidad.  ¿Qué importancia tiene que este proyecto vuelva a estar en el parlamento?

Gala
En Argentina nace un niño, nace una niña y el derecho que tiene a ser cuidado depende de la categoría ocupacional de sus padres. La mitad de los chicos que nacen en nuestro país no tienen derecho a ser cuidados porque tienen padres que están en la informalidad o que tienen trabajos que no tienen ningún tipo de licencia como monotributistas o autónomos. La otra mitad tiene licencias muy heterogéneas dependiendo en donde trabajen sus padres y sea lo que sea por lo general, la mujer tiene una licencia muchísimo más larga que el padre. Argentina en el régimen general, que es la Ley de Contrato de Trabajo, tiene la licencia más corta de toda la región de América Latina, que es de dos días. Y si el bebé nace un viernes no existe esa licencia porque son dos días consecutivos. Entonces es realmente una deuda pendiente, porque no solamente hace esto al derecho de los padres a cuidar, sino a ese niño que llega a nuestro país a ser cuidado. Y visto desde esa lente, tenemos una situación no solamente de muchísima inequidad, sino muy pobre en términos generales. Desde la llegada a la democracia todos los años hubo discusiones en el Congreso Nacional sobre el tema licencia por paternidad, sobre el tema de licencias por adopción. Este proyecto vuelve a plantear esa discusión. Ojalá que con el ímpetu con el que lo planteó el oficialismo se logre esta aprobación por las dos cámaras.

¿Cuál es la situación de nuestro sistema previsional en términos de deuda social?

Gala
Hoy la mayor parte de los recursos que tiene el Estado están siendo invertidos en el sistema previsional desde el componente más pesado nuestro gasto público y más de la mitad de ese del gasto previsional, del gasto jubilaciones, no son las jubilaciones mínimas. Más del 55% son regímenes especiales de más de 200 categorías ocupacionales, donde entran las mal llamadas jubilaciones de privilegio de la política, del lado de los diplomáticos y de los jueces. Pero también entran otros regímenes menos conocidos. Son más de 200 en total que tienen de alguna manera beneficios extraordinarios y que implican, en muchos casos, jubilaciones muchísimo más altas que la mínima que está en $32.000, sino que son jubilaciones de hasta $600.000. Entonces estamos hoy como sociedad invirtiendo ahí la plata, no en la primera infancia, no en la educación. Esta inversión en regímenes excepcionales del sistema previsional es más del doble que la inversión consolidada en educación.

¿De qué se trata la iniciativa del CIPPEC en materia de educación ?

Alejandra Cardini, Directora de Educación del CIPPEC
Nosotros lo que armamos es una propuesta que piensa por un lado en aquellos estudiantes que todavía están en la secundaria y que la sostienen, aunque por ahí hayan repetido, que la repitencia es la antesala del abandono y después políticas para aquellos adolescentes o jóvenes que ya abandonaron. Entonces hay que cuidar y armar un esquema de protección social para esos jóvenes, para los jóvenes que están en la secundaria.

La primera propuesta tiene que ver con la extensión de la jornada digital en secundaria. Esto para nosotros es parte de una política que sabemos que debe estar más integral. Está muy trabajado el tema de que se necesita en la secundaria. Son cosas muy complejas de cambios curriculares, cambios en la forma de contratación docente y el tipo de conocimientos que se dan. Pero nos parecía que traccionar esos cambios más profundos a través de una propuesta factible, concreta, era uno de los desafíos que nos podíamos proponer en CIPPEC. Que se empiece a discutir este tema y en ese sentido, tomando todos los aprendizajes que hubo en relación a la digitalización del sistema educativo, aprendizajes que no buscamos, aprendizajes que todos tuvimos por la situación extraordinaria de la pandemia.

En la pandemia aprendimos que se puede estudiar en distintos momentos y en distintos espacios, no solo en la escuela y con una modalidad como la que estábamos acostumbrados y además se activaron muchas políticas. Se relanzó el programa Conectar Igualdad, se reactivaron en muchas jurisdicciones muchas políticas vinculadas tanto a la conectividad como a la entrega de dispositivos, como a la formación en habilidades digitales. Y nos parece que todo eso hay que aprovecharlo para poder extender este tiempo en el que se aprende. Extenderlo pensando trayectos pedagógicos en profundidad, es decir, trayectos curriculares digitales que estén bien pensados para esta edad y que ese tiempo, además, porque nuestro eje también tiene que ver con la articulación con el mundo del trabajo, sean momentos que priorizan esos saberes y estas pedagogías que acercan también al sistema educativo, al mundo del trabajo.

¿Cuáles son los principales desafíos en materia de educación?

Alejandra
En educación el principal desafío es que todo lo que hacemos en relación a las políticas educativas tarda en verse en resultados. Entonces hay una tendencia a tomar decisiones que están más vinculadas al corto plazo, cuando sabemos que la única forma de que la educación cambie es con una mirada de largo plazo. Eso genera interrupciones, eso genera decisiones cortoplacistas que después no se pueden continuar. A veces ciertas irresponsabilidades de priorizar algunas cosas que no son las que habría que priorizar. Así que en ese sentido creo que tenemos varias herramientas. Una es que la sociedad civil se involucre y la otra fundamental es que no es que porque esté esto funciona. Hemos visto casos en Argentina donde funcionó que haya leyes. La ley de financiamiento educativo aumentó la inversión en educación porque nos pusimos todos de acuerdo a finales del 2005 en pensar cómo se iba a dar eso. La Ley de Educación marcó un norte. Entonces a mí me parece que también hay que traccionar con el Poder Legislativo para que estos acuerdos también queden plasmados en algo que trascienda cada uno de los gobiernos particulares.

Para volver a escuchar el programa de esta semana, podés hacerlo acá.